04 septiembre 2011

BitTorrent TV, el primer prototipo


A principios de este 2011 hablamos de cómo BitTorrent Inc. intentaría revolucionar su negocio. En primer lugar con el proyecto Chrysalis, una redefinición de su cliente principal. En segundo, con la Certificación BitTorrent que buscaría estandarizar la reproducción de contenido descargado con la red P2P para dar lugar a los dispositivos “BitTorrent Certified”. Pues bien, el primer producto de esos esfuerzos llega en forma de BitTorrent TV, o el primer televisor en incluir esa certificación.
Un prototipo del televisor será presentado en una horas en el marco de IFA Consumer Electronics Unlimited en Berlín, Alemania. Vestel, empresa turca experta en televisión digital, es la encargada de fabricarlo. Según esta empresa,
los consumidores quieren todo tipo de contenidos personales y de Internet en su hogar, y el televisor sigue siendo el dispositivo más deseado para consumirlos, sin importar su origen… La certificación BitTorrent nos permite cubrir esta necesidad de los consumidores
Por su parte, BitTorrent Inc. afirma que con ese televisor el usuario
será capaz de buscar, reproducir y compartir todo tipo de contenido personal —por ejemplo, vídeos de teléfonos móviles, películas caseras, fotos de alta resolución—, además de todo el contenido de artistas aprobados por BitTorrent y sus archivos de Internet.
Antes de finalizar este año serán anunciados más dispositivos con certificación BitTorrent, como set-top boxes y NAS—. A final de cuentas, BitTorrent Inc. intentará acercar las bondades de su protocolo P2P a los usuarios menos expertos, facilitando los procesos de descarga, eliminando complejidades entre formatos, a través de la interfaz de usuario pretendida para Chrysalis —mostrada en la imagen—.
Me parece sensata la visión de un mercado centrado en televisores conectados a la red, dispositivos tradicionales a los que les hacía falta dar ese salto evolutivo. Lo cierto es que el salto no ha sido fácil, más bien errático, alejado de estándares en lo que se refiere al software. Como resultado, tenemos dispositivos que
  • en general adolecen de la flexibilidad de un móvil o una PC para desarrollar/probar aplicaciones que exploten el acceso a Internet, y
  • que tienen una oferta limitada, estática, de formatos y contenidos. Google TV, como plataforma de software, parece avanzar en ese sentido.
En un futuro no muy lejano, creo, el televisor conectado a Internet podrá acceder a un mercado de aplicaciones donde encontrará cualquier cantidad software para reproducir contenido BitTorrent, sin necesidad de certificaciones —software como el estupendo Miro, que es software libre—. La televisión entablará una comunicación fluida con Internet y sus protocolos, tanto como ya lo hacen los smartphones.
Mención aparte merece el asunto de los contenido protegidos con Copyright, que a decir de BitTorrent Inc., será respetuosos, aunque el usuario tiene la última palabra en términos de lo que quiera o no reproducir en su dispositivo BitTorrent, sin DRM, lo cual es digno de voltear a ver.